Colección Castagnino+macro

Dos cepitas es una obra característica de la producción de los noventa de Marcelo Pombo, al igual que, Caja Azul y Océano, también pertenecientes a la colección Castagnino+macro. Su planteo estético gira en torno a la recuperación de lo objetual, lo popular y la incorporación de las manualidades –entonces asociada al ámbito artesanal, doméstico y femenino-.

El uso de materiales y técnicas dejadas de lado propone una condición distinta de la belleza que atenta contra el concepto clásico y la figura del “artista profesional” al que, en algunos circuitos institucionales del arte, aspiraban en aquella época.

Con moños de cinta para regalo y pintura en relieve, Pombo decoró estas dos cajas de jugo “Cepita”. La ornamentación sobrecargada y el esmero en su aplicación manual dan cuenta de una re-significación del objeto de consumo. Una forma particular de utilizar los códigos visuales que ofrece la cultura popular que, en la obra de Pombo, se inscriben como registros íntimos y festivos de una poética afectiva.