Pan de azúcar

Pan de azúcar, fue exhibida en el IX Salón de Otoño de 1927 y aparece en el catálogo como Pan de Azúcar
(Cosquin).
Donada  por  Rosa  Tiscornia  de  Castagnino,  fue  la  primera  obra  de  Antoniadis  en  ingresar  a  la colección del Museo Municipal de Bellas Artes. El IX Salón contó con la presencia de numerosos paisajistas, entre  ellos  Botti,  Fantin,  López  Naguil,  Larrañaga, Malanca,  Tesandori  y  Vena  entre  otros.  En  1926  los problemas  económicos  habían  impedido  la  realización  del  Salón  y  en  1927,  todas  las  adquisiciones  fueron realizadas por la madre de Juan B. Castagnino, fallecido dos años atrás.

El  paisaje  traduce  una  vista  de  las  sierras  en  la  que  se destaca  la  interpretación  de  la  luz  a  través  de  una
paleta de verdes, amarillos y azules, que compartieron los paisajistas tradicionalistas que hicieron del paisaje
serrano  un  tema  frecuente  en  las  exposiciones  y  salones  oficiales  en  las  décadas  del  20  y  del  30.


Influenciados por los principios nacionalistas, encontraron en el paisaje incontaminado del interior del país el fundamento de la argentinidad.