Sede Castagnino
29.10.19

Performance del artista italiano Natino Chirico

Castagnino+macro

Un homenaje al director de cine Federico Fellini en el marco de la "Giornata del Contemporaneo"


El martes 29 de octubre, a las 17:30 h, en la explanada del Museo Castagnino (Av. Pellegrini 2202), el artista italiano Natino Chirico realizará una performance homenaje a Federico Fellini en el marco de la "Giornata del Contemporaneo" propuesta por el Ministerio de Asuntos exteriores de Italia y organizada por el Consulado General de Italia en Rosario y el Instituto Italiano de Cultura de Buenos Aires.

La instalación prevé dos momentos: en un comienzo, Chirico preparará el fondo de la tela y, posteriormente –en presencia del público– completará su obra con una serie de intervenciones sobre la misma. La performance se completará con la instalación de la silueta de Fellini preparada por el artista.

Entre el 22 de octubre y el 1º de noviembre, Natino Chirico realizará esta actividad en diferentes puntos del país, invitado por el Instituto Italiano de Cultura de Buenos Aires:

< Viernes 25 de octubre, La Plata – MACLA (Museo de arte contemporáneo latinoamericano)

< Martes 29 de octubre, Rosario – Museo Juan B. Castagnino

< Viernes 1° de noviembre, Buenos Aires – Sala Roma Istituto Italiano di Cultura.


El autor donará las obras realizadas en cada uno de estos eventos.

Curadora: Miriam Castelnuovo, crítica de arte y Presidente de la Asociación Cultural “I quattro colori primari”.


La actividad es libre y gratuita. En caso de lluvia se realizará en la sala central del Museo Castagnino.

 

Natino Chirico nace en 1953 en Reggio Calabria.
Tras su paso por el Liceo Artístico comienza a estudiar Arquitectura en Messina, pero rápidamente se da cuenta que quiere dedicarse totalmente al arte y se inscribe en la Academia de Bellas Artes de Reggio Calabria. Para completar sus estudios se traslada primero a Milán y luego a Roma. En Brera sigue a Domenico Cantatore, mientras que en la Academia de Roma es discípulo de Franco Gentilini y Arnoldo Ciarrocchi.

De formación figurativa, comienza a exponer en 1973, revelando una personalidad fuerte y dotes artísticas a destacar. Su actividad se basa en una continua investigación y una experimentación siempre mutable. A partir de 1977 la misma se concentra en el dibujo, con grandes trabajos en lápiz, sobre todo retratos y objetos del mundo que lo circunda, de su cotidianeidad, en una búsqueda de sí mismo y de sus propios medios expresivos que lleva adelante con gran eficacia.

Los años 90 signan su retorno a la pintura, a la materia y al color, con grandes series pictóricas dedicadas en primer lugar al mar y luego al cine italiano. Posteriormente se destaca en el campo del dibujo por su gran capacidad como retratista, mientras que en la pintura el cine se mantiene como uno de sus temas preferidos. A sus grandes protagonistas dedica numerosas muestras en Italia y el exterior: de Reggio Calabria, Roma, Milán, Nápoles, Turín, Venecia, Catania, Cosenza, Perugia y Todi a París, Varsovia, Bruselas, Berlín, Nueva York, San Francisco, Moscú, Sídney y Boston. Ha participado en numerosas muestras colectivas, concursos y premios, y obtuvo reconocimientos en el campo nacional e internacional. Sus obras forman parte de la colección de museos, colecciones privadas y sedes institucionales.